La Web 3.0 y la privacidad

web 3.0

Comparte

Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Conoce tu reputación online gratis

La Web 3.0 es el futuro y la próxima gran revolución en Internet. En este artículo te vamos a descubrir lo que es esta Web 3.0 y como afectará a aspectos como es la privacidad.

¿Información en Internet te está afectando negativamente?

Si es así podemos ayudarte. Infórmate sin compromiso 

¿Qué es la Web 3.0?

Resulta complicado encontrar una definición exacta de lo que propiamente es la Web 3.0.

Sin embargo, una interpretación bastante acertada de la Web 3.0 sería una web en donde tanto los equipos y usuarios se encuentren conectados y, a través de un lenguaje natural interpretado por software puedan interactuar mucho mejor.

En esencia, esta Web 3.0 permite que todos los datos que se encuentren alojados en internet sean entendidos por las máquinas que los procesarían con una gran rapidez. Esto es especialmente interesante cuando estamos hablando del Internet de las cosas, es decir, donde cada vez son más los aparatos que se conectan a internet para mejorar sus funciones.

La inteligencia artificial tiene mucho que ver en esta Web 3.0 y, de hecho, prácticamente no se podría llegar a entender si no fuese por ella. Gracias a esta inteligencia artificial los diferentes sitios web se podrían conectar entre sí debido a los intereses que pudiera tener el usuario.

Esta Web 3.0 está todavía en construcción y son muchas las personas que tienen un concepto diferente de la misma según van llevando a cabo sus idearios. Es principalmente por este motivo por el que definirla resulta tan complicado. Sin embargo, el funcionamiento está bastante claro ya que todos coinciden en lo mismo, una mejora de la comunicación.

Características de la Web 3.0

A pesar de que todavía no se tiene muy claro como definir exactamente lo que sería la Web 3.0, esta sí que reúne determinadas características que ayudan a encontrar una definición aproximada de cómo debería de ser.

  • En primer lugar, una de las características propias de esta Web 3.0 es la inteligencia. La propia web aprenderá de las búsquedas de los usuarios y las páginas serán capaces de conectarse entre sí. Si la inteligencia artificial no fuera tan importante en su desarrollo difícilmente podríamos conseguir una Web 3.0.
  • La Web 3.0 también es una web más social gracias a las facilidades que ofrece en la comunicación, todo se encuentra conectado con todo. A esta sociabilidad tenemos que sumarle la rapidez que impera en las nuevas tecnologías para que, por ejemplo, vídeos y descargas sean prácticamente instantáneos.
  • Así mismo, la Web 3.0 es una web abierta, es decir, accesible para todos y debe de ser sencilla. Un usuario no tiene que invertir tiempo tratando de adivinar como funciona un sitio web, este debe de ser sencillo y útil para que el usuario no tenga problemas a la hora de acceder.

Diferencia entre Web 1.0 2.0 y 3.0

Desde la Web 1.0 hasta la Web 3.0 ha pasado mucho tiempo. Vamos a ver mejor las diferencias que existen entre estos diferentes tipos de web.

La Web 1.0 fue la pionera y, por lo tanto, la más vieja. Por aquel entonces, la interacción que existía con la web se reducía a los formularios de contacto, la inscripción en diferentes boletines… todo bastante pasivo, los usuarios no tenían la posibilidad de participar con su opinión o hacer preguntas.

El protagonismo del usuario llegó con la Web 2.0. En este caso nacen los foros, los blogs, las redes sociales, comunidades de fotos y vídeos en donde los usuarios interactúan entre sí… En esta Web 2.0 nos encontramos con un software de escritorio que se transforma en una aplicación web y el contenido de diseño se puede separar con hojas de estilo.

La Web 3.0 ya se ejecuta también sin problema en dispositivos móviles, es mucho más rápida, será personalizable y, como hemos visto, no solo interactuarán los propios usuarios ya que también lo harán las cosas dentro de la web.

Ejemplos de Web 3.0

Tenemos tres ejemplos de Web 3.0 que puedes visitar actualmente. La primera de ellas sería Gnoss, una red social que se ha creado en España y que tiene como objetivo crear una identidad digital para cada persona. Gracias a esta identidad se podrán identificar sin problema en cualquier entorno virtual.

Por otro lado, tenemos Quintura. Se trata de una web para móviles que cuenta con una interfaz en forma de nube con etiquetas que corresponden a información accesible para la persona que las necesite en cualquier momento.

Finalmente, Swoogle, el origen de la Web semántica. Swoogle cuenta con la función de procesar la información y tomar sus decisiones en base a sus propios razonamientos. Aprovecha la lógica para resolver diferentes soluciones a toda clase de problemas.

La privacidad dentro de la Web 3.0

Si ya de por si el uso actual de internet ya deja en entredicho la privacidad de los usuarios, se prevé que esta privacidad en la Web 3.0 va a ser mucho menor en algunos casos.

Todavía quedan por trabajar muchos aspectos de cara a proteger la privacidad en Internet.

Esto se debe a que se aprovechan todas las interconexiones para poder ofrecer una utilidad mucho más placentera. De esta forma, la información es poder y, gracias a esta obtención de información, la Web 3.0 puede trabajar mejor y ofrecer unos resultados mucho más realistas.

Tener en cuenta los historiales de búsquedas o la información que se pueda utilizar es algo que deja en entredicho la actual privacidad de los usuarios. Cada uno tendrá que valorar si prioriza esta experiencia en internet a base de reducir su privacidad. Por otro lado, imaginamos que con el tiempo todos estos aspectos que ahora están en pañales sigan mejorando.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Artículos más recientes

Contactar ahora
1
¿Necesitas ayuda?
Presiona el botón "Contactar ahora" y explícanos tu problema